31.10.14

anécdotas de ajedrez

Navegando por la red, encontramos un recomendable sitio de ajedrez: “Ajedrez de Ataque” (http://www.ajedrezdeataque.com). En una de las secciones encontramos muy interesantes anécdotas del noble juego y nos pareció que una selección de ellas era una buena muestra para tentarlos a visitar este sitio. Los que quieran ver más anécdotas, visiten este enlace:

http://www.ajedrezdeataque.com/10%20Miscelanea/Curiosidades/Curiosidades.htm
Una de las aperturas que más bonitas partidas ha legado a la historia del ajedrez, es el Gambito Evans. La “Siempreviva” de Anderssen – Dufresne, por ejemplo, fue un Gambito Evans. Esta línea recibe su nombre por el Capitán William Davies Evans quien la jugó por primera vez. Y lo extraño es que su jugada característica (4.b4) fue producto del azar: un golpe de mar hizo que la pieza fuera a parar a la casilla b4 en lugar de b3, como era su intención.

Se cuenta que el Emperador Carlomagno tuvo a su servicio a un joven y valiente soldado llamado Garín. Era tal su arrojo que ganó la admiración de los caballeros de la Corte. Y, también, de las damas, entre ellas de la mismísima Emperatriz. Cuenta la leyenda que Garín rechazó las insinuaciones de la Emperatriz quien, con remordimiento por su actitud, contó todo al Emperador. Carlomagno desafió a Garín a una partida de ajedrez con una condición: si el Emperador ganaba, Garín pagaría con su vida la derrota; en caso contrario, todo el reino y sus posesiones (incluida la Emperatriz) serían para el joven soldado. Garín era un muy buen jugador de ajedrez y ganó la partida. Carlomagno aceptó el resultado y le ordenó tomar lo que quisiera, haciendo honor a lo prometido. Garín renunció a todo lo que había ganado y siguió sirviendo fielmente a su Señor.

Alexander Alekhine, el campeón mundial, jugó sucio en su match revancha contra Max Euwe por el Campeonato del Mundo. Conocedor que Euwe odiaba a los gatos, Alekhine jugó una de las partidas del match con un gato en su regazo. Ninguna norma impedía la presencia del felino en el match y Euwe tuvo que guardar cualquier reclamo.

De jugar sucio, nada como lo vivido en el match entre Wilheim Steinitz y Joseph Blackburne. Steinitz tenía costumbre de escupir en las partidas para desconcentrar a sus rivales; ante Blackburne fue más allá y lo directamente escupió a su adversario. Blackburne, todo un caballero inglés, lo tiró por la ventana. Afortunadamente, el match se jugaba en un primer piso y Steinitz salió ileso del altercado.

1965, plena época de la Guerra Fría. En La Habana se organiza el Memorial Capablanca torneo que juega el norteamericano Robert Fischer. Claramente, Fischer estaba impedido de visitar Cuba por el bloqueo. ¿Cómo lo jugó? Por teletipo. Fischer jugaba en el Club Manhattan ante un árbitro que transmitía las jugadas por teletipo. En Cuba, otro árbitro efectuaba las jugadas ante el rival que el sorteo le había deparado al norteamericano. En el tiempo que se tardaba en transmitir las jugadas, el reloj de los contrincantes se detenía. Por tal motivo, las partidas de Fischer duraban 7 horas, un par de horas más que el resto de los rivales. Robert Fischer terminó segundo en ese torneo, a medio del ganador, Vassily Smislov.

Isabella d’Este, Marquesa de Mantua, fue una florentina que le dio impulso al arte y llegó a ser retratada por Leonardo Da Vinci. Era aficionada al ajedrez, en una época que los tableros tenían vivos colores, preferentemente rojos y verdes, un diseño no muy eficaz para distinguir cada escaque. Isabella mandó a hacer un tablero en ébano y marfil. El juego llamó la atención en la nobleza y se convirtió en tendencia: así el tablero de ajedrez adquirió su (hoy) característica tonalidad blanco y negro.

30.10.14

los que ya no están: el Alumni (III)

anotando futbol

Tras el título de 1911, el Alumni se inscribió en el torneo de 1912 pero no se presentó a jugar sus partidos. Tras perder por no presentación ante Estudiantes, Quilmes y Racing, el reglamento del torneo dispuso su eliminación de la competencia. En uno de esos guiños de la historia, el último partido que tendría que haber jugado el Alumni, un 28 de abril de 1912, era con ese equipo que iba a tomar la posta de su legado y convertirse en el siguiente grande multicampeón de la era amateur, el Racing Club de Avellaneda que heredaría el cetro y el mote de Academia en honor a ese glorioso Alumni que se retiraba por la puerta grande de la historia del fútbol argentino.

Al año siguiente, entre los días 18 y 24 de abril, el diario “La Nación” publicó un aviso clasificado que fue el certificado de defunción del club:
Alumni A.C. Se cita a los señores socios a asamblea general con fecha 24 del corriente, en el local de la A.F.A., calle Maipú 131, a las 9 p.m., para tratar la disolución del club y autorizar a la C.D. para distribuir los fondos de acuerdo con el reglamento.
Sólo siete socios asistieron a ese último acto del Alumni. El tesorero Jorge Brown comunicó que el activo del club ascendía a los $12.322,29. La Asamblea que decidió la disolución del Alumni resolvió también que ese activo se distribuyera en donación a las siguientes instituciones: : $3.661,15 a las Escuelas Evangélicas Argentinas del Sr. William C. Morris, $3.661,14 al Hospital Británico, $1.000 al Patronato de la Infancia, $1.000 al Centro Bernardino Rivadavia, $1.000 a la Sociedad Popular de Educación de Avellaneda, $1.000 a la Asociación Damas del Taller la Providencia, $500 al Centro D. F. Sarmiento y $500 a la Comisión de gimnasia y ejercicios físicos de ese centro deportivo.

Eso fue todo. Fue el final del Alumni.

Después quedan los reflejos que vienen del pasado. Una serie de partidos amistosos con fines benéficos (contra Belgrano en 1913; con San Isidro, en 1917; con Veteranos, en 1923), el resurgimiento del Alumni ya como club de rugby y los mismos colores en su camiseta (a rayas horizontales), también campeón de la URBA. Los colores del Alumni también se heredaron en las camisetas de Talleres de Remedios de Escalada, Estudiantes de La Plata, Instituto de Córdoba, Unión y el Club Atlético Barracas Central.

Y también está su historia en la camiseta de un grande del fútbol sudamericano: tras el triunfo del River Plate FC de Uruguay ante el Alumni en un partido del 10 de abril de 1910, la camiseta celeste que usó el equipo uruguayo fue adoptada por la Selección del país vecino como el color de su camiseta nacional. La famosa Celeste nace de un partido ante el glorioso Alumni.

Así se fue, a lo grande, invicto y dejando un legado. Como los auténticos grandes se van.

El Alumni, el primer grande de la historia grande del fútbol de Argentina.

baehs
FUENTES:

El artículo en Wikipedia:
http://es.wikipedia.org/wiki/Alumni_Athletic_Club

La página del Buenos Aires English School:
http://www.baehs.com.ar/alumni.html

Un artículo del blog “El Jinete Insomne”:
http://eljineteinsomne2.blogspot.com.ar/2008/01/alumni-athletic-club-un-pionero-del.html

Una nota en el blog “Historia con opinión”:
http://www.historiaconopinion.com.ar/index.php?option=com_content&view=article&id=62&Itemid=87&limitstart=2

Las estadísticas del Alumni en la página de la RSSSF (The Rec.Sport.Soccer Statistics Foundation):
http://www.rsssf.com/tablesa/alumni.html

Una nota en la revista Contragolpe:
http://revista-contragolpe.blogspot.com.ar/2013/05/cien-anos-sin-alumni.html

La entrada en el blog “Amateurismo en colores”:
http://amateurismoencolores.blogspot.com.ar/2011/06/alumni-athletic-club.html

Una nota en el diario “La Verdad” de Junín:
http://www.laverdadonline.com/noticia-36073.html

Una nota de Jorge Barraza en el sitio Urgente 24:
http://www.urgente24.com/226566-de-jorge-brown-a-adolfo-pedernera-mario-kempes-y-leo-messi

La ficha de Jorge Gibson Brown en Wikipedia:
http://es.wikipedia.org/wiki/Jorge_Gibson_Brown

Un artículo en “Clarín” de Pedro Uzquiza:
http://edant.clarin.com/diario/2000/12/22/d-07801.htm

29.10.14

los que ya no están: el Alumni (II)

amateurismo en colores

En ese primer torneo, el Alumni mostró los rasgos ganadores que lo caracterizaría dejando una marca indeleble en la historia futbolera local: ganó todos los partidos, con 10 goles a favor y sólo 1 en contra.

Como anécdota, en el primer partido jugado el 6 de junio de 1901, el Alumni derrotó 1 a 0 al Belgrano Athletic. Jugó el primer tiempo con diez jugadores; en el segundo tiempo, a los 48 años, entró a jugar con sus alumnos el propio Alexander Watson Hutton. Al año siguiente, su hijo Arnaldo debutaría como volante izquierdo del equipo.

El Alumni ganó casi todos los torneos desde ese 1901 hasta 1910: sólo su clásico rival, el Belgrano Athletic pudo sacarle los títulos de 1904 y 1909.

Las figuras del club de camiseta con rayas verticales rojas y blancas (el emblema del colegio que le dio origen tenía los mismos colores, pero a rayas horizontales) eran un grupo de hermanos, los hermanos Brown. Jorge, Alfredo, Eliseo, Carlos, Juan, Ernesto y un primo de ellos, también llamado Juan, formaron en el primer equipo del Alumni. Pero la gran figura, la primer gran figura del fútbol argentino fue Jorge Gibson Brown, su capitán. Jorge Brown supo jugar de half, centreforward y back (en ese orden cronológico). Como defensor tenía una jugada característica cuando venía marcando a un delantero al que le tiraban un pelotazo para su sector; Brown corría hacia su arco, superaba la línea de la pelota y cuando atravesaba ese meridiano, se daba vuelta súbitamente, de cara al balón, y le pegaba con alma y vida aventando el peligro lejos de su campo. La hinchada rugía con esa primitiva pero efectiva maniobra, marca registrada de Brown.

wikipedia

Jorge Brown jugó desde 1901 a 1911 en el Alumni y luego pasó por Quilmes y Belgrano. También fue una de las primeras figuras del Alumni en vestir la casaca de la Selección Nacional, donde jugó hasta 1914, en muchas ocasiones con sus hermanos y su primo.

Hay una anécdota muy divertida con Brown que revela que nada hay nuevo bajo el sol. En 1929, cuando Argentina organiza la Copa América, se lo invita a Brown a dar el puntapié inicial en la cancha de San Lorenzo. La revista “El Gráfico” lo reportea y le pregunta si seguía viendo fútbol. La respuesta fue negativa: “Fútbol era el de antes” sentenció, cuando todo estaba por hacerse todavía. Brown murió el 3 de enero de 1936 en San Isidro.

Hay algunas anécdotas futboleras que muestran como era el espíritu caballeresco con el que Alumni enfrentaba la competencia. En ocasión de jugarse la final por la Copa de Honor Cousenier contra el Nacional de Uruguay, que se adjudicó Alumni por 3 a 1, se registraron incidentes tras el match. El tranvía que condujo al equipo campeón al puerto fue apedreado por los hinchas uruguayos. Desde ese incidente, Alumni declinó jugar esa copa, por considerar que se desvirtuaba el espíritu deportivo si era necesario esa conducta belicosa para lograr el triunfo.

wikipedia

Otro ejemplo: Alumni fue el primer equipo argentino en ganarle a un equipo extranjero al conseguir la victoria ante un combinado sudafricano, el 24 de junio de 1906, en un partido jugado en el actual Campo Argentino de Polo donde entonces estaba la Sociedad Sportiva Argentina. Ante el presidente Figueroa Alcorta, el Alumni le ganó al equipo sudafricano por 1 a 0, con más de 10 mil espectadores presentes. La misma noche del partido, en la redacción del diario “La Nacion” se recibió una carta de P. B. Browne, secretario del club:
Señor director de LA NACION

Muy señor mío: Rogamos a usted muy encarecidamente quiera hacer público nuestro agradecimiento al capitán del team de Sud Africa, Mr. Heeley, por su caballerosidad, al permitir reemplazar a Ernesto Brown, cuando se lastimó, por otro jugador, el Sr. Juan Brown.

Sin más que agradecerle de antemano, lo saludamos atentamente.

P. B. Browne, secretario del Club Alumni, 24 de junio de 1906
En épocas que el reglamento no contemplaba la sustitución de jugadores lesionados, la deferencia del capitán sudafricano merecía ser reconocida con tal hombría de bien por el equipo argentino.

Ese espíritu amateur terminó resintiendo la participación de Alumni en el fútbol grande de Argentina. El deporte iba creciendo y estaba tomando una dimensión que excedía los objetivos del equipo rojiblanco. Cada vez le costaba más conseguir jugadores casi exclusivamente reclutados entre los graduados del Buenos Aires English School. Y como el club distribuía las ganancias del deporte entre distintas instituciones de beneficencia, cada vez se tornaba más gravoso solventar el alquiler de los campos de juegos donde se desarrollaban los partidos.

Había llegado la hora del retiro con gloria.

(Continúa mañana)

28.10.14

los que ya no están: el Alumni (I)

wikipedia

Argentina dejaba atrás la etapa de luchas civiles y empezaba a insertarse en el mundo con su perfil agroexportador. Mano de obra extranjera venía a integrarse a una nación que crecía promisoriamente. Entre esos inmigrantes que moldearon la Argentina estaba un escocés, Alexander Watson Hutton que llegó en febrero de 1882 a Buenos Aires para enseñar a las futuras generaciones. Su método pedagógico incluía (como factor fundamental) la práctica deportiva y, con ese norte, asumió la dirección del Saint Andrew’s Scots School (la semilla de la actual Universidad Austral).

Pero Watson Hutton duró poco al frente de la institución de la que se desvinculó cuando las autoridades del Saint Andrew’s decidieron prescindir de la construcción de un gimnasio y un campo de juego. Watson Hutton decidió fundar su propio colegio. El resultado fue el Buenos Aires English School que abrió sus puertas el primer día de febrero de 1884, con una primera sede en la calle Perú al 200. (Hoy es una de las instituciones tradicionales del barrio de Belgrano, en su dirección de la calle Melián al 1800).

wikipedia

Acorde a su visión pedagógica, Watson Hutton contrató a su compatriota William Waters como profesor de educación física. Para su tarea, Waters encargó elementos para dictar su materia. Uno de esos pedidos llega el 27 de julio de 1886, en el buque Caxton proveniente de Liverpool, a nombre de Watson Hutton: las primeras pelotas de fútbol que llegan a Buenos Aires.

La práctica del fútbol se popularizó en varios colegios de tal manera que en 1891, por iniciativa del Saint Andrew’s, se creó una liga en la que participaron varios colegios y de la que salió el primer campeón del fútbol argentino, el Saint Andrew’s conjuntamente con el Old Caledonians. Si bien el Buenos Aires English no participó, Hutton ofició de árbitro en varios partidos.

La flamante liga se cayó al terminar el torneo y en 1893, Hutton fundó y presidió la Argentine Association Football League antecesor de la actual AFA. En ese torneo (que ganó Lomas) jugó el Buenos Aires English, la institución de Hutton

La participación del Buenos Aires fue irregular. Se bajó de algunos torneos, reapareció en otros. Los jugadores se desperdigaron en otros equipos y retornaban cuando el equipo volvía a jugar campeonatos. Como English High School Athletic Club sale subcampeón del torneo de segunda y en 1900, al regresar a primera, “repatria” a ex jugadores que estaban jugando en otros clubes, entre ellos a Carlos y Jorge Brown. Ganan invictos el torneo de ese año y en una encuesta del Buenos Aires Herald salen ganadores como el equipo de mayor popularidad.

wikipedia

Esa es la prehistoria. En 1901, la Argentine Association Football League dispuso que los equipos que intervinieran en el campeonato de primera división no podrían llevar un nombre de un colegio, debido a que podría suponerse que era una publicidad encubierta y eso violaba el espíritu amateur. Si querían mantener el nombre, debían jugar en una tercera división creada al efecto.

Los integrantes del English High School se decidieron a cambiar de nombre. Y uno de sus ex alumnos, Carlos Bowers propuso bautizar el nuevo equipo con el nombre de Alumni. Bowers había estado de viaje por Estados Unidos y conoció allí las Alumni Associations, organizaciones de ex alumnos con fines benéficos. No sería el único aporte de Bowers al deporte argentino: fundaría el Olivos Rugby Club. La propuesta sería consultada al mítico Mr. Watson Hutton quien calurosamente aceptó el nuevo nombre.

Así nació el Alumni, el primer equipo ganador de la historia del fútbol argentino. En un primer momento, se llamaría Alumni Football Team; a partir de 1906 Alumni Athletic Club.

(Continúa mañana)

27.10.14

el verdugo

Cuenta la historia que había una vez un verdugo llamado Wang Lun, que vivía en el reino del segundo emperador de la dinastía Ming. Era famoso por su habilidad y rapidez al decapitar a sus víctimas, pero toda su vida había tenido una secreta aspiración jamás realizada todavía: cortar tan rápidamente el cuello de una persona que la cabeza quedara sobre el cuello, posada sobre él. Practicó y practicó y finalmente, en su año sesenta y seis, realizó su ambición.

Era un atareado día de ejecuciones y él despachaba cada hombre con graciosa velocidad; las cabezas rodaban en el polvo. Llegó el duodécimo hombre, empezó a subir el patíbulo y Wang Lun, con un golpe de su espada, lo decapitó con tal celeridad que la víctima continuó subiendo. Cuando llegó arriba, se dirigió airadamente al verdugo:

-¿Por qué prolongas mi agonía? -le preguntó-. ¡Habías sido tan misericordiosamente rápido con los otros!

Fue el gran momento de Wang Lun; había coronado el trabajo de toda su vida. En su rostro apareció una serena sonrisa; se volvió hacia su víctima y le dijo:

-Tenga la bondad de inclinar la cabeza, por favor.

A. KOESTLER
“El verdugo”

fuente: http://www.ciudadseva.com/textos/cuentos/mini/el_verdugo.htm

25.10.14

los temas de “¿Puede una canción de amor salvar tu vida?”

Como comentáramos en la crítica de “¿Puede una canción de amor salvar tu vida?” (http://libretachatarra.blogspot.com.ar/2014/10/el-soundtrack-de-tu-vida.html), la película tiene una de las mejores bandas de sonido de los últimos tiempos. Las canciones de Gregg Alexander merecen un post aparte. Así que seleccionamos algunos de los temas del filme, con la traducción de las canciones al pie (si es que el video ya no está subtitulado al español). Que lo disfruten.


lost stars
adam levine

Por favor, no veas
sólo una chico atrapada en sueños y fantasías.
Por favor veme a mí
acercándome a alguien que no puedo ver
Toma mi mano.
Vamos a ver dónde nos despertamos mañana.
Los mejores planes
a veces son simplemente de una sola noche
¡Que me condenen!
Cupido demanda de vuelta sus flechas.
Así que vamos a emborracharnos con nuestras lágrimas
Y Dios, dinos la razón
porque la juventud se desperdicia en los jóvenes.
Es temporada de caza
y este cordero está en fuga.
Estamos buscando el significado
pero todos somos estrellas perdidas
tratando de iluminar la oscuridad
¿Quiénes somos?
Sólo una mota de polvo dentro de la galaxia.
¡Ay de mí!
Si no tenemos cuidado se vuelve realidad.
No te atrevas a dejar que nuestros mejores recuerdos
te traigan dolor.
Ayer vi a un león, besar a un ciervo.
Pasa la página.
Tal vez encontremos un nuevo final
donde estemos bailando en nuestras lágrimas.
Y Dios, dinos la razón
porque la juventud se desperdicia en los jóvenes.
Es temporada de caza
y este cordero está en fuga.
Estamos buscando el significado
pero todos somos estrellas perdidas
tratando de iluminar la oscuridad.
Y me pareció verte ahí afuera llorando.
Y me pareció oírte llamarme.
Y me pareció verte ahí afuera llorando.
¡Oh, solo lo mismo!
Y Dios, dinos la razón
porque la juventud se desperdicia en los jóvenes.
Es temporada de caza
y este cordero está en fuga.
Estamos buscando el significado
pero todos somos estrellas perdidas
tratando de iluminar la oscuridad.



like a fool
keira knightley

Tomamos la oportunidad de vez en cuando.
Y ponemos nuestro cuello fuera de la línea.
Y has roto cada promesa que hicimos.
Y te he amado de todos modos.
Te tomó buen tiempo dejarme
Colgada para secar.
Entiendes que ahora lloro
así que no desperdicies mi tiempo.
Porque te has llevado
todo el viento de mis velas.
Y yo te he amado de igual manera.
Finalmente encontramos esto
y entonces te has ido
persiguiendo el arco iris por ahí.
Y me has maldecido
cuando no hay a quien culpar.
Y te he amado de la misma forma.
Y has roto cada puta regla.
Y te he amado como una tonta



lone stars
keira knightley


tell me if you wanna go home
keira knightley

Puede ser que no tengás que sonreír tan triste,
reír cuando te sientas mal.
Prometo que no te perseguiré.
No tienes que bailar tan triste.
No tienes que decirme que hacer
cuando, bebé, no quieras.
Sólo dime algo que nunca me hayas dicho.
Entonces dejame ir al infierno
sólo arrojame.
Puede ser si yo quiero ir a casa.
Dime si estoy de nuevo por mi cuenta
devolviendo un corazón que es prestado.
¡Oh, tal vez no tienes que matar con la amabilidad,
pretendiendo aliviar mi mente!
Cuando, bebé, no lo harás
¡Oh, dulce, no tienes
que ser tan dulce!
Sé que vas a cumplir.
No digo que no lo haga.
Así que tal vez no dejaré que tus recuerdos me persigan.
Estaré sonámbula con la soledad
si me llevas a casa.
Solo dime si quieres ir a casa.
Dime si quieres ir a casa
porque no estoy segura.
Dime si estoy de nuevo por mi cuenta
devolviendo un corazón que es prestado.
Solo dime si quieres ir a casa.
Dime si quieres ir a casa.
Si me llevas a casa.



coming up roses
keira knightley


no one else like you
adam levine


a step you can't take back
keira knightley

Así que te encuentras en el subterráneo
con tu mundo, en una mochila a tu lado.
Y de repente, parece un buen camino.
Te das cuenta, que es el final de la vida
Por lo que vale la pena
Aquí viene el tren en la vía.
Ahí va el dolor.
Se desvanece a negro.
¿Estás listo para el último acto?
Para dar el paso
que no puedes recuperar.
Disfruta de todos los golpes que puedas recibir.
Llevalos en el pecho.
Ahora la condesa se toma una pausa.
Otra vez.
Otra vez.
Por lo que vale la pena.
Aquí viene el tren en la vía.
Ahí va el dolor.
Se desvanece a negro.
¿Estás listo para el último acto?
Para dar el paso
que no puedes recuperar.
¿Te quería? ¿Ella te derribó?
¿Estaba de rodillas cuando besó tu corona?
Dime que encontraste.
Aquí viene la lluvia, por lo que sostén tu sombrero
Y no reces a Dios
porque no va hablar de nuevo
¿Estás listo para el último acto?
Para dar el paso
que no puedes recuperar.
Así que te encuentras en el subterráneo
con tu mundo, en una mochila a tu lado.



a higher place
adam levine

24.10.14

frases de “¿Puede una canción de amor salvar tu vida?”

 photo beginagain94_zpse1970639.jpg

Ésta es una nueva canción… por lo que podría estar un poco áspera. Es para cualquiera que haya estado solo en la ciudad.

Aquí viene el tren en la vía.
Ahí va el dolor.
Se desvanece a negro.
¿Estás listo para el último acto?


-Entonces, ¿adónde quieres ir? ¿Al Museo de Historia Natural? ¿Quieres ir al parque y conseguir un poco de helado? ¿O qué?
-¿Por qué querría hacer eso? No soy una niña.

Sí, idea de mierda. Fue una idea de mierda en aquel entonces. Sigue siendo una idea de mierda. No envejecen bien.

-Tal vez los chicos tienes razón. Tal vez la música debe ser libre, de todos modos.
-Eso es una cosa alarmante de escuchar... que el jefe de una compañía discográfica diga…
-¿Qué? ¿La verdad?

Necesitamos la visión. No trucos.

-¿No sabes nada de tu padre?
-Sí. Lo sé. Sé lo que dice mamá.
-¿Qué dice mamá?
-Dice que eres un perdedor patético.
-Lo dice con cariño.

-Realmente no te conozco... Dos años es mucho tiempo en la vida de una adolescente.
-¿Dónde aprendiste a hablar así?
-Mi psiquiatra.

 photo beginagain101_zps2f7f5b1e.jpg

-¿Tienes dinero para pagar por estas cervezas?
-Soy una niña. ¡No tengo ningún dinero conmigo!
-¿Qué pasó con tu dinero en el bolsillo?
-Bueno, lo he gastado en condones.
-¿Qué? ¡No, no, no, no, no! ¡Demasiada información!

-Hazme un favor, ¿de acuerdo? No le digas a tu mamá, que perdí mi trabajo hoy. Escúchame.
-Gracias por un día muy normal, papá.

¿Sabes qué? Treinta segundos después de que te hayas ido habremos olvidado por completo de que has estado aquí.

-¿Señor? Vaya… tenga una conversación con Dios.
-Bien, hombre. Bueno. Voy a tener una pequeña charla con Dios, ¿de acuerdo?
-Gracias.
-¿Y si Él no contesta?

Aquí viene la lluvia,
por lo que sostén tu sombrero
Y no ores a Dios
porque no va hablar de nuevo.


-Estoy interesado.
-¿Qué?
-Quiero hacer discos contigo. Quiero producirte. Quiero contratarte. Estamos destinados a trabajar juntos.
-Disculpa, ¿no acabas de ver lo que pasó allí?
-Sí. ¿Qué? ¿Sientes lástima por ti misma?
-No. Me gusta mi música. Quiero decir… ¿a quién le importa si no la entienden, verdad?

 photo beginagain96_zps6eebfb2c.jpg

-Yo no soy una artista. Sólo escribo canciones de vez en cuando.
-¿Y son esas canciones tan buenas como esa?

-Bueno, aquí está la verdad: no podría haberte contratado aunque quisiera.
-Bueno.
-No vengo de una noche de contratar. No he contratado a nadie en siete años. Mi discográfica ha perdido por completo la fe en mí.
-Entonces, ¿por qué me diste tu tarjeta?
-Fuerza de la costumbre. Si me veo vagabundo es porque prácticamente lo soy. Dejé mi casa hace alrededor de un año o algo así. Estoy durmiendo en un colchón de mierda, en algún departamento de mierda. Y no estaba celebrando esta noche. Estaba bebiendo al tope, sobre un andén del subterráneo... dispuesto a matarme. Y entonces oí tu canción.
-¿Quieres una cerveza?
-Claro.

-¿Qué pasó con los Grammy?
-Los empeñé.

-¿Estabas borracho cuando escuchaste mi canción?
-Absolutamente, nena. Ahí es cuando sucede la magia.

-¿Qué? ¿Te paras en un escenario con una guitarra destartalada y te crees que eres la nueva “Carole-maldita-King”?
-No. Sólo creo que un hombre de A & R diciéndole a una artista cómo debe vestirse o comportarse, es una mierda total. La gente no quiere eso. Quieren autenticidad.
-Bueno, nena. Autenticidad. Dame el nombre de un artista que crees que pasa tu prueba de autenticidad.
-Dylan.
-Dylan. Ese es el artista más cultivado que podrías haber pensado. Su cabello. Sus anteojos de sol. Él cambia su aspecto cada década.

No estoy diciendo que no puedas ser un verdadero hijo de perra de buena fe en este negocio. Pero tienes que hacer lo que sea necesario y hacer que la gente mire tus espectáculos... donde la música puede empezar a hacer su trabajo real.

-Dios mío. ¿De qué estábamos hablando?
-No me puedes contratar. Y yo no quiero ser contratada.

Nadie llega a Nueva York y sólo se va sin que algo terrible suceda.

La triste verdad es que no quiero a nadie...
Al menos que ese alguien seas tú.
Y se vea como tú.
Se sienta como tú.
Sonría como tú.
Quiero a alguien como tú.
A través y a través
o me quedaré azul.


Estoy como, “hola, estamos acostumbrado a ser un equipo. ¿Qué pasó?”

Es la parte de atrás lo que me gusta. Es como si estuviera sosteniendo una guitarra. Pero él quiere que creas que es su pene. Él está diciendo. “¡Mira! ¡Es una guitarra! Pero no lo es. Éste es el tamaño real de mi pene”.

Por favor, no veas
sólo una chica atrapada en sueños y fantasías.
Por favor veme a mí
acercándome a alguien que puedo ver.
Toma mi mano.
Vamos a ver dónde nos despertamos mañana.


 photo beginagain91_zpsc168f303.jpg

Y Dios, dinos la razón
porque la juventud se desperdicia en los jóvenes.
Es temporada de caza
y este cordero está en fuga.
Estamos buscando el significado
pero todos somos estrellas perdidas
tratando de iluminar la oscuridad.


Eres como una lectora de la mente de mierda.

-¿Tienes tu demo?
-No.
-¿No tienes tu demo?
-No.
-¿Tienes MySpace o Facebook?
-¿MySpace? No, no tengo. Te lo dije. Escribo canciones de vez en cuando.
-Bueno… ¿para que las escribes?
-¿Qué quieres decir “para qué”? Para mi placer. Para mi gato.
-¿En serio? ¿Le gustan?
-Es una ella. Sí, así parece.
-¿Cómo lo sabes?
-Porque ronronea.
-Tal vez está abucheando.
-No. Ella ronronea con Leonard Cohen también.

Y la ciudad es nuestra sala en vivo de mierda.

No necesitamos un demo. Vamos a grabar un álbum.

-Pase lo que pase, lo grabamos.
-¿Si nos arrestan?
-¡Sigue rodando! Va a ser hermoso.

Necesitamos músicos. Músicos terminal y miserablemente aburridos.

Quiero que se convierta en sólo un tipo completamente diferente de sonido. Yo quiero que sea el punk conociendo al pop.

No estamos jodiendo. Porque si no es correcto, entonces es equivocado. Y el camino es largo. Y sólo eres tan fuerte como tu próximo movimiento.

Ella es inglesa. Un poco tensa.

¿Sabes qué? Todo lo que ves por aquí. Este sitio… estos autos... son a causa de él. Nunca me olvido de eso.

Un tipo como ése pierde su suerte durante un par de años y la gente pierde de vista quién es. Ellos no lo tratan con el respeto que se merece.

Ahora estamos de vuelta en la calle
para una canción que vale la pena cantar.


Tenías razón todo el tiempo.
Pero soy yo quien tiene que cambiar.


¿Cómo se puede conseguir que alguien se fije en ti ignorándolos, si ellos te están ignorando?

Me mudé a otro dormitorio. Ella está esperando por una llamada que nunca llegará.

-¿Qué es eso?
-¿Esto? Eso es un divisor. Para que dos auriculares entren en una entrada.

-¿Qué tipo de música tienes en tu teléfono?
-No te voy a dar acceso a mi biblioteca de música. Realmente no lo haré. Hay un montón de placeres vergonzosos, muy culpables, allí.

Se puede decir mucho sobre una persona por lo que hay en su playlist.

-¡Tenemos que bailar!
-De acuerdo, tenemos que bailar.
-¡Tenemos que bailar!

 photo beginagain90_zps6959f6ed.jpg

-Eso es lo que amo de la música.
-¿Qué?
-Uno de los escenarios más banales se invierte repentinamente con tanto significado ¿sabes? Todas estas banalidades… de repente se convirtieron en estas... ...estas hermosas… perlas efervescentes. De la música... Tengo que decir que, al hacerme mayor, estas perlas apenas se están volviendo cada vez más y más raras para mí.
-¿Más la cadena que las perlas?
-Si. Tienes que viajar a través de una cadena… mucho más para llegar a las perlas. Este momento es una perla, Gretta.

-Ven a ver. Tu novio acaba de ganar un Music Gong.
-De ninguna manera.
-No lo creerías. Ha hecho algo a su cara.

Genial barba, maldito perdedor.

Cariño, has estado viviendo con una estrella de rock. Sólo que él no lo sabía. No importaba. Pero ahora que sí, tengo que decirte: estas personas se casan con ellos mismos. Se enamoran de la música. Se enamoran de los reflectores. Se enamoran de la carretera. Las chicas. Toda esa mierda. Y no importa lo mucho que lo intente... él nunca va a ser capaz de hacer feliz a una mujer.

Porque él quiere lucir como el tipo que no se da cuenta. “¡Oh! ¡Me ha crecido una barba! Estaba tan ocupado, perdido dentro de mí mismo, escribiendo música que no me di cuenta que me había dejado la barba del tamaño de mi cuello”.

 photo beginagain92_zpse3f0dedc.jpg

No es demasiado alto para un bajo. Exactamente. Nadie debe tocar el bajo al menos que sea muy alto.

Dime si estoy de nuevo por mi cuenta
Devolviendo un corazón que es prestado
Sólo dime si quieres ir a casa
Porque no estoy segura.


-¿Son la pareja más feliz del mundo? ¿O ustedes rompieron después de un mes y regresaste a Nueva York en un autobús?
-Fue en un tren en realidad.

Pero todos somos estrellas perdidas
tratando de iluminar la oscuridad
Y me pareció verte
ahí afuera llorando
Y me pareció oírte llamarme
Y me pareció verte ahí afuera llorando.


-Creo que has perdido las canciones en la producción. Sabes... Bueno… toma “Estrellas Perdidas”. La escribí como una balada. Y... no sé… suena como una pieza pop para un estadio.
-Sí, pero, quería convertirla en un éxito.
-¿Por qué?
-¿Por qué? ¿Qué clase de pregunta es esa? Tú eres la compositora. Consigues todo el crédito por escribirla, Gretta. Es enorme para ti.
-Sí… pero no debías perder la canción en ello. Es... es delicado. Realmente... creo que deberías conseguir un nueva mezcla.
-Sí… Pero a todo el mundo le encanta cuando lo hacemos. Es increíble. Tienes que venir a verla en vivo. La reacción a la misma. La energía en la sala sólo cambia.
-¿Por qué estás tan preocupado por lo que piensen los demás? Es nuestra canción.
-Lo es, pero... ¿no es eso de lo que la música se trata? El compartir con la gente.
-No. No esa canción, Dave.

 photo beginagain93_zps44c14326.jpg

-¿Cuándo te diste cuenta de eso?
-Cuando me cantaste en mi correo de voz. Y me di cuenta de que nadie en la Tierra, en su sano juicio, jamás haría algo remotamente parecido a eso. Y eso me mató. Eso me aplastó. Me conquistaste por completo.
-Sabes que yo no estaba realmente tratando de ganarte de vuelta. Estaba tratando de decirte: “¡Vete a la mierda!”

-No tenía la menor idea de que fueras tan talentosa. Yo no sabía. Realmente tocas la guitarra. Tienes mucho talento. En serio.
-¿Qué? ¿Quieres que empiece una banda ahora?
-¡Sí! Vamos a empezar una banda. Vamos a empezar una banda.

Pero todos somos estrellas perdidas
tratando de iluminar la oscuridad.
¿Quiénes somos?
Sólo una mota de polvo dentro de la galaxia.


No te atrevas a dejar que
nuestros mejores recuerdos te traigan dolor.
Ayer vi a un león besar a un ciervo.
Pasa la página.
Tal vez encontremos un nuevo final
donde estemos bailando en nuestras lágrimas.


Tan capitalista. No. Un dólar es justo. Y luego vamos a dividirlo en partes iguales entre todos...