12.2.11

habanos para la dama

¡Habanos! ¿Podés creer que eso me regaló? “Pero, nene” le dije “¿Así querés conquistar a una dama? ¡Le regalás una caja de habanos!”. Y el otro gordo boludo, después que estuve llamando a todos lados, para arreglar el quilombo que hizo, me acerco para decirle que me voy de vacaciones y en vez de agradecerme me dice: “No comas mucho”. ¿Cómo que no coma mucho? ¿Qué querés decir? ¡Pelotudo!

Escuchado en una unidad de la línea 109, 11 de febrero de 2011, alrededor de las 17.30 horas

2 comentarios:

Gaby dijo...

Los mejores diálogos se escuchan en la calle, no caben dudas.

Marcelo De Biase dijo...

Como si fuera la "vida misma"...